lunes, 29 de enero de 2018

"La resiliencia, un antídoto contra las situaciones adversas"

Cuando hablamos de propósitos al inicio de un nuevo año, es bueno ser conscientes de que la realidad no entiende de nuevos y viejos tiempos y que nuestra vida es un continuo de acontecimientos, de vivencias, de asunción de responsabilidades cotidianas, que no se detienen, ni se inician cuando finaliza un año o comienza otro. Educar a nuestros hijos, no tiene tiempos muertos, ni un calendario por el que guiarnos, que nos indique cuales son las prioridades a la hora de plantearse tareas o prioridades en el desempeño de esta responsabilidad tan bonita, pero tan compleja en la que, de forma voluntaria nos embarcamos. Son muchos los frentes que tenemos que afrontar y poco el tiempo del que disponemos para hacerlo.

Las navidades son fechas que mueven nuestros mejores sentimientos, que nos resaltan los aspectos positivos de los que están bajo nuestro paraguas de protección. Pero no debemos olvidar que no todo es de color de rosa y que también hay espinas en el camino a la hora de abordar situaciones ante las que flaqueamos, dudamos y no sabemos qué hacer. 

En el quehacer diario, no podemos ignorar ni evitar las situaciones adversas, las tan temidas dificultades, pero si podemos creer en nuestras capacidades para sobreponernos y superarlas. Aceptar la situación y mantener el equilibrio emocional frente a las situaciones frustrantes y traumáticas nos va a ayudar a reconstruirnos y hacernos más fuertes, más sabios y más sanos emocionalmente. Son momentos para hacer de espejos ante la mirada de nuestros menores; son grandes oportunidades que nos ofrece la vida para , en forma de retos, para contribuir y acompañar el crecimiento arménico de nuestros hijos.

En el siguiente link, os proponemos una alternativa a modo de herramienta que pueda contribuir a facilitaros la tarea de educar, como padres y educadores, a vuestros hijos en, de forma especial en esos momentos no tan fáciles a la hora de dar una respuesta contundente y correcta.

No hay comentarios:

Publicar un comentario