lunes, 29 de mayo de 2017

El apagón virtual

Empezábamos este mes hablando de los problemas que causa el uso incontrolado de móviles en las aulas, pero vamos a ir un poco más allá ¿es sólo en las aulas? ¿a caso cuando somos "libres" de usarlo no nos sentimos en ocasiones esposados de alguna manera a él? Hoy os proponemos dos cosas, la primera es que dejéis los móviles a un lado y debatáis en familia esta cuestión, y la segunda es que leáis este artículo de Jaime Villanueva en el que el apagón virtual va de la mano de una luz de las importantes, de las que no necesitan estar conectadas para tener batería.



"Resulta curioso ver en los niños pequeños los cambios de hábitos que han tenido. Los dibujos animados en los que pone To be continued... al final del capítulo ya son historia. No les atraen las cosas que les hagan esperar. Todo tiene que pasar durante el episodio. A los adultos nos pasa algo parecido.

Whatsapp, la aplicación de mensajería instantánea dejó de funcionar hace un par de días durante dos horas. Es el medio de comunicación por excelencia. Si queremos algo, escribimos. Si no nos contestan pronto, nos impacientamos. Quizá uno ya no se plantea la vida sin whatsapp. Pero se le podría dar la vuelta y soñar cómo sería la vida sin esa aplicación. Si fuéramos capaces de disfrutar del apagón virtual, y hasta buscarlo, en lugar de vivir enganchados a la red de contactos.

Lo primero que haríamos sería disfrutar del momento. Cantidad de veces. por querer enviar la foto, comentar la historia, o simplemente buscar compañía y entretenimiento, hemos acudido a whatsapp y nos hemos ido de donde estábamos. Me tendría que enfrentar yo solo a mí mismo. Seguro que habría muchos descubrimientos, tanto externos como internos.

Relaciones en persona. Relaciones donde ya no valdría con escribirnos de vez en cuando. Humanizaríamos esas relaciones, y pasaría a ser importante ver a la otra persona, darse un abrazo o tener conversaciones de calidad. Se pondría atención a los detalles que surgen alrededor.

Y quizá, lo más importante, tiempo de calidad. Nos hemos acostumbrado a coger el móvil cada pocos minutos, que alguien esté hablando mientras nos metemos en whatsapp. Pero se cae en el peligro de no estar en ningún sitio de verdad. Se necesita prestar atención, valorar a la gente con la que estés, dedicándote a ellos. Dar la posibilidad a que surjan cosas, o simplemente, estar.

Despertémonos mañana y tratemos de ver el amanecer. Caminemos y observemos alrededor, a la gente. Contemos las historias en persona. Busquemos a la gente. Encontrémonos a nosotros mismos. Y el apagón será la puerta de entrada de otra luz."

lunes, 22 de mayo de 2017

Como evitar y prevenir el uso excesivo o adicción de las TIC en niños con TDAH



Los niños de hoy son básicamente "nativos digitales", es decir, desde que son pequeños están rodeados por todas las nuevas tecnologías que han aparecido con el paso de los años. Sienten atracción por todo lo relacionado con ellas, ya que satisfacen sus necesidades de entretenimiento, diversión, comunicación e información. Sin embargo, dejan en un segundo plano la capacidad formativa que tienen las TIC y no le dan toda la importancia al uso educativo que realmente tienen.

Las TIC, o tecnologías de la información y la comunicación, traen muchas ventajas, pero a los padres les supone una preocupación cada vez mayor por la cantidad de tiempo que sus hijos pasan usando estas herramientas, pudiéndoles causar problemas en muchos aspectos.

Los niños con TDAH tienen problemas con la atención sostenida y directa, pero cuando están jugando con consolas, móviles, tablets, etc., su atención aumenta, al recibir continuamente una respuesta inmediata a sus jugadas. Sin apenas esfuerzo adicional obtienen un refuerzo positivo a través de puntos o premios lo que ocasiona un incremento gradual en su interés y motivación hacia su insistente uso.

Es por ello que los chicos con TDAH pueden tener más posibilidades de realizar un uso excesivo e inadecuado de la tecnología, pudiéndoles causar problemas de ansiedad, alteración de sueño, obesidad, desórdenes de apego, agresión y muchas más dificultades, por lo que hay que combatirlas interviniendo lo antes posible e introduciendo los cambios necesarios.

Cuando es necesario intervenir en el uso excesivo de las TIC.

Los factores que más nos pueden indicar la necesidad inmediata de intervención con respecto al uso excesivo de las TIC podrían ser:
Cuando el tiempo gastado en tecnología consume completamente el que debería usar para otras actividades.
Cuando abandona otros entretenimientos que solían ser divertidos para él, como jugar con los hermanos o sus amigos.
Cuando se retira de momentos familiares y amistades.
Cuando demanda el uso de las TIC mientras se come.
Cuando gasta mucho tiempo en Internet sin ningún propósito.
Cuando sus emociones se vuelven incontrolables al ponerle límites sobre su uso.
Cuando presenta ansiedad y cambios bruscos de estado de ánimo al separarle de ellas.

Cómo evitar su uso excesivo.

A veces los padres recurren al uso de las tecnologías por conveniencia: Porque quieren que los niños estén entretenidos mientras terminar de hacer la cena o hablar por teléfono, en reuniones familiares o sociales, etc.

Este uso erróneo provoca que las TIC pierdan su poder como refuerzo positivo ante acciones o conductas positivas que pretendamos reforzar, y termine siendo "moneda de cambio" y con el tiempo se puedan volver en contra de los propios padres.

Para no caer en estos errores, es necesario tener en cuenta estos 5 consejos:

1. Los padres deben ser un modelo de uso responsable:

Para dar ejemplo es necesario que los padres también dejen o rebajen considerablemente el uso de las TIC. Hay que establecer límites el tiempo y usarlo para otras actividades.

2. Designar un "tiempo" para conectar con él

Dependiendo del caso, el niño puede haber comenzado la adicción por tener ansiedad social. Así que una de las nuevas reglas es diferenciar cuándo se le permite y cuándo no se le permite el uso de estos dispositivos. Se deberá sustituir por un poco de tiempo para compartir con ellos.

3. Explorar alternativas junto a él

Permítele que cree una lista de las cosas que le gusta hacer. Esta no puede incluir nada de tecnología. Aplicad las ideas durante el "tiempo designado para conectar con él" cada vez que sea posible.

4. Hacer la transición poco a poco

Alguien que es adicto a las TIC necesitará desconectarse progresivamente. Si se le elimina bruscamente, alimentaremos la ansiedad infantil en vez de mejorarla. Si tiene problemas de rendimiento y aprendizaje como consecuencia, no se le debe desafiar con actividades muy difíciles ni muy fáciles, porque se empeorará el estado de ánimo.

5. Buscar ayuda profesional si es necesaria

Si la situación se ha vuelto incontrolable, no hay buena comunicación paterno-filial y la ansiedad es muy alta, lo mejor es buscar un profesional en psicología infantil que ayude a averiguar cuál es la raíz del problema y cómo se puede resolver.

Como prevenir su adicción.

Para prevenir el uso excesivo o adictivo de las TIC se deben incorporar normas a la vida de cualquier niño en general, pero particularmente éstas son mucho más necesarias en el desarrollo de la vida de los niños con TDAH.

Normas básicas que los padres debieran aplicar para evitar la adicción a las TIC podrían ser:
Fijar un tiempo límite de uso.
Determinar que se debe pasar el mismo tiempo jugando y estando con sus amigos o hermanos.
Insistir en que si necesitan el ordenador e Internet para realizar actividades escolares debe limitarse a que su uso sea sólo para esto.
Priorizar los momentos en familia antes que las TIC.
Permanecer junto a ellos mientras usan los dispositivos.

Y si todo ello no es suficiente, instalar el ordenador y demás tecnologías en el salón, donde siempre se le pueda vigilar.

lunes, 15 de mayo de 2017

Los riesgos de Internet y de las redes sociales para los niños

Isabel Plaza Medina, experta en el uso infantil de Nuevas Tecnologías y responsable del Departamento de Comunicación de la Fundación Alia2, nos explica todo lo que padres e hijos debemos saber para navegar seguros por la red.

¿Cuáles son los consejos fundamentales que deben seguir los niños en las redes sociales?
Algunas de las pautas a seguir por el código son:

1. Cuando me haga un perfil social, configuraré adecuadamemnte la privacidad para que el contenido que publique sólo pueda ser visto por mis amigos.
2. Tendré en cuenta que las personas que conozco por internet son desconocidos en la vida real, NO SON MIS AMIGOS.
3. No publicaré información personal como mi teléfono, dirección etc, en Internet
4. Cuando se publica una foto en Internet, se pierde el control sobre su difusión y duración. Aunque después se borre, no desaparece de la Red.
5. En Internet hay que comportarse con respeto y educación. No hagas a otros lo que no quieras que te hagan a tí.
6. Denuncia a las personas o las acciones que perjudiquen a los demás. Si concoes alguien que esté siento acosado, DENÚNCIALO.
7. Si adquieres un teléfono movil con internet, desconecta la opción de geolocalización, asi cuando publiques en tu muro desde el movil, nadie sabrá dónde estás.
8. Guardaré las conversaciones del chat, ya que te puede ser útil en caso que haya algún problema.
9. Si me ocurre algo que no me haga sentir bien en Internet, se lo cumunicaré a mis padres. Tengo que saber decir NO a las cosas que no quiera hacer y contar con mis padres que son mis mejores aliados.
10. El mejor filtro para Internet es el conocimiento.

¿Cuáles son los riesgos para los niños en Internet y en las redes sociales?  
- Grooming: De esas nuevas formas de comunicarse han surgido nuevos riesgos o formas de acoso con un impacto fatal como el grooming una práctica a través de la cual un adulto se gana la confianza de un menor con un propósito sexual.

- Sexting: El sexting o intercambio de fotografías o vídeos con contenido erótico entre los propios jóvenes con las que luego llegan a extorsionarse causando daños psicológicos importantes.

- Ciberbullying: Por otra parte, existe el conocido como ciberbullying, o acoso entre menores que en Internet por su carácter global, supone un alcance que puede llegar a generar mucho daños no sólo al menos sino a su familia y amigos.

¿A partir de qué edad entran los niños en las redes sociales?
En España, la edad mínima para acceder a una red social, excepto a las específicas para menores, es de 14 años.

¿A qué edad los niños disponen ya de su propio teléfono móvil?
El desarrollo de la telefonía móvil y de los conocidos como Smartphones permite que los jóvenes puedan tener acceso a Internet en su bolsillo. La edad media de inicio en la telefonía móvil por parte de los menores españoles se sitúa entre los 10 y los 12 años. Además, la mayoría de los menores accede a internet en su casa o en la calle.

¿Cómo advertirles de los peligros de esta nueva forma de comunicación?

Los pequeños tienen que valorar la comunicación físi
ca por encima de la que pueden entablar a través de las nuevas tecnologías. Las ventajas de conocer al interlocutor frente a los riesgos de no hacerlo. Su educación es la base de un futuro Internet más seguro. Así, es importante decirles que t ienen que tener en cuenta que hablar habitualmente con un desconocido en internet, no le convierte en conocido. La adicción a las nuevas tecnologías es un problema en alza que los padres no deben descuidar y darle la importancia que tiene. El tiempo que pasen sus hijos en Internet tiene que estar limitado, según sean las motivaciones de uso de la red y la edad.

lunes, 8 de mayo de 2017

Uso de móviles dentro del colegio. Qué debemos tener en cuenta como familias.

Comienza el mes de mayo y desde nuestra comisión creemos importante retomar un tema que desde las aulas percibimos con cada vez mayor frecuencia: el uso de los móviles dentro del colegio.

Como bien es sabido, una de las normas del centro (y de prácticamente la mayoría de los centros educativos) prohíbe el uso de estos aparatos dentro de las instalaciones. Uno de los principales motivos reside en prevenir el mal uso que se pueda hacer por parte de los chicos y chicas, así como evitar distracciones, etc. Con cada vez mayor frecuencia surgen pequeños inconvenientes que no hacen sino generar situaciones de conflictividad. Para evitar estas situaciones, las familias y el colegio debemos estar unidas, puesto que a ambos nos mueve el mismo motor: vuestros hijos y su bienestar. Entendemos que en la sociedad actual resulta prácticamente imposible vivir sin estar permanentemente conectado, necesitamos saber a dónde van o qué hacen los chavales, pero durante el horario escolar todos debemos colaborar para que no se perturbe la actividad normal de las aulas. 

QUÉ DEBEMOS TENER EN CUENTA COMO FAMILIAS:

-No contactar con nuestros hijos por whatsapp u otras aplicaciones para darles un aviso o llamarles en período lectivo: recordad que podéis llamar al cole, y estos le harán llegar vuestro mensaje a vuestro hijo.

-Si necesitan el móvil una vez salgan del colegio, recordarles que en el centro no está permitido su uso, por lo que deben apagarlo antes de entrar.

Para más información: https://www.guiainfantil.com/articulos/educacion/escuela-colegio/por-que-los-ninos-no-deben-usar-el-movil-en-el-colegio/